Quiénes Somos

Un poco de historia

La Corporación Chilena de Prevención del SIDA (ACCIONGAY) Surgió en el año 1987, debido al interés de un grupo de amigos gay por ocuparse del VIH/SIDA, dentro de un contexto nacional en el cual la incipiente epidemia del SIDA era o ignorada o descartada como un problema sólo de determinados grupos de riesgo. Habiendo sido nombrada de esta forma, no les quedó otra que reaccionar.

En la actualidad, ACCIONGAY es una institución consolidada, de amplia experiencia educativa y en constante expansión. Esto no se ha dado sólo por gusto, sino porque las necesidades así lo han requerido. Los servicios de Salud no están preparados para atender adecuadamente a la cantidad de personas que consultan y no logran abarcar adecuadamente todos los aspectos de la epidemia a nivel local y nacional.

El trabajo de nuestra Institución, se enmarca en el reconocimiento del derecho de las personas a tomar decisiones sobre su propia vida, en la idea de que cada ser humano goza de derechos en el manejo de su vida y su comportamiento. Muchas personas no disfrutan de este derecho; por diferentes razones, no tienen acceso a la información vital para su salud; o la información a la cual tienen acceso o las formas utilizadas para enseñarla, no son relevantes para el contexto de sus vidas. Asimismo, muchas personas informadas al respecto, no llegan a actuar en concordancia a esta información, porque no son libres de disponer de su propia conducta o no han tenido el aprendizaje necesario; tampoco existen suficientes servicios para llevar a cabo estos aprendizajes y para atender a las necesidades múltiples de las personas en búsqueda de una vida sexual sana.

La Corporación propone reforzar en las personas el desarrollo de sus conocimientos, su auto-observación y autocontrol y su capacidad de tomar decisiones, contribuyendo a que cada una de ellas se perciba como poseedor de derechos y protagonista de su salud y su vida. Del mismo modo, incentiva a los individuos a juntarse con otros, de distintas formas y en la instancia que les parezca, en pro de la permanente movilización de la sociedad civil para proteger sus derechos y satisfacer sus necesidades.

Sabemos que el tema del VIH/SIDA y la sexualidad no pueden ser tratados de forma unilateral, es decir sólo desde el ámbito médico, sino que debe ser abordado desde sus tres vertientes, ninguna menos importante que la otra: BIO-PSICO-SOCIAL.

El trabajo de ACCIONGAY en el ámbito del VIH/SIDA está orientado hacia el cumplimiento de tres objetivos:

(1) Reducir el riesgo de transmisión del VIH;

(2) Acompañar y apoyar a personas con VIH, para que no desarrollen las enfermedades asociadas al SIDA o para aminorar sus efectos;

(3) Atenuar el impacto social y cultural negativo de la epidemia, como la discriminación y la muerte social.

Nuestro Enfoque Educativo:

El enfoque de la Corporación, gira en torno la idea de que todas las personas tenemos derechos relacionados con la vida y la sexualidad y la autonomía para decidir respecto de la vida propia, el cuerpo, las relaciones y la salud, además de influir sobre nuestro medio. Desde este punto de partida, es que trabajamos en el tema del VIH/SIDA reforzando en las personas el desarrollo de su conocimiento, su autocontrol y su capacidad de tomar decisiones y llevarlas a cabo. Las acompañamos en aumentar su capacidad de influir en su propia existencia de manera autónoma y protagonista.

Nuestro enfoque pedagógico está diseñado en base de lograr lo anterior. Se basa en la educación de pares, como muchos otros grupos activos en el trabajo de prevención en SIDA. Educar a pares quiere decir que quienes dirigen la enseñanza y otorgan los servicios directos, son miembros de la misma comunidad que los beneficiarios/receptores, borrando la división histórica entre profesor y alumno, entre profesionales y pueblo.

Es ampliamente sabido y comprobado que la entrega tradicional de información sobre la conducta sexual en forma unilateral o vertical, no provoca cambios sustanciales de comportamientos. Por lo contrario, las técnicas asociadas a la educación popular, tales como la participación y el rescate de la vivencia del educado, han resultado más eficaces. El educador-par es central en el esquema pedagógico, ya que agentes externos demoran más en establecer las relaciones esenciales para su éxito, puesto que el proceso requiere el reforzamiento constante y la gradual construcción de normas y actitudes grupales.

La estrategia en un comienzo, contemplaba que por lo menos los educadores para el mundo homosexual fueran personas que se auto-identificaran como tal; aunque esto se sigue aplicando, la Corporación, a medida que ha ampliado sus servicios, hoy día utiliza un enfoque modificado del sentido de educación de pares, ya que los voluntarios y activistas se relacionan con todo tipo de público en distintos momentos, reservando la exclusividad sólo en trabajos que involucran particular intimidad, como en los talleres de sexo más seguro. Los resultados han sido sorpresivos: con el tiempo la división de roles se ha flexibilizado, de manera que el educador par y el educador comunitario trabajan con toda la comunidad con independencia de su orientación sexual, ya que ambos tienen en común el pertenecer a comunidad. Esto habla de una identificación más amplia con una mirada integral de la sexualidad humana, mayor aceptación de las distintas formas de vivirla, por parte de ambos grupos.

Si bien, el aporte de los profesionales es importante para el apoyo a nuestra labor, resulta cierto que la vivencia personal del que educa, junto a sus conocimientos teóricos y prácticos aprendidos, han demostrado ser la clave para obtener mejores resultados en la prevención del VIH/SIDA.

En resumen, nuestra labor educativa tiene dos facetas. La primera, abarca la educación de agentes comunitarios — en un sentido amplio de la palabra — para la reducción de riesgo, es decir, una pedagogía para el cambio conductual. La segunda es la propia educación/formación de los agentes educativos, tanto para el trabajo en sí como también para su vida en comunidad.

Visión:

ACCIONGAY es un referente de activismo ciudadano chileno, que genera opinión pública, produce conocimientos, elabora propuestas e intervenciones para el desarrollo integral de personas y grupos de la diversidad sexual en Chile.

Misión:

ACCIONGAY es una organización que promueve la movilización comunitaria para el desarrollo integral y la actuación social de personas y grupos de la diversidad sexual, con el propósito de favorecer su total inclusión en Chile.

Objetivos Estratégicos:

1. Contribuir al desarrollo integral de las personas de la diversidad sexual, para favorecer y legitimar sus sentimientos, gustos y preferencias.

2. Desplegar intervenciones de incidencia pública para influir, construir apoyos y generar cambios que permitan la igualdad de derechos en Chile.

3. Acentuar el posicionamiento político y público de ACCIONGAY para constituirse en un referente de opinión y propuesta en el campo de los derechos de las personas de la diversidad sexual en Chile.

4. Fortalecer la gestión social de ACCIONGAY para afianzar el desarrollo organizacional y financiero.

¿Cómo nos organizamos internamente?

Su base de trabajo es la movilización comunitaria, es decir, parte importante de los programas y servicios que se entregan a la comunidad se realiza gracias a la ayuda y compromiso de los activistas que en Santiago, Valparaíso y el Maule, se entrenan y conforman un cuerpo especializado en cada área de trabajo.

Asimismo, cuenta con un equipo de trabajo integrado por profesionales multidisciplinarios especialistas en los temas convocantes, quienes sondean, evalúan, proponen y ejecutan proyectos.

Encabeza el equipo de trabajo el director de gestión comunitaria, quien es líder en gestión y que ejerce su cargo de manera voluntaria.

Igualmente, cuenta con un directorio que ejerce su cargo de manera voluntaria y ad honorem, cuyos miembros son elegidos democráticamente por la asamblea anual de socios.

¿Cómo nos financiamos?

La organización ha sido apoyada financieramente por diversas agencias internacionales que confirman su seriedad y transparencia, entre las cuales Memisa Medicus Mundi, Holanda; HIVOS; Fundación Elton John, Londres; OPS OMS; Fondo Global contra la Malaria, la Tuberculosis y el VIH/SIDA; Diakonia, Suecia; Arca de Noé, Suecia; MISEREOR, Alemania, MAC AIDS Foundation, entre otras. Además, contamos con aportes voluntarios.

El Directorio de ACCIONGAY para el período 2017-2018 está compuesto por los socios voluntarios:

Gustavo Hermosilla – Presidente de Directorio ([email protected])

Jaime Lorca – Vice Presidente ([email protected])

Paolo Berendsen – Secretario ([email protected])

Bernardita Flores – Tesorera ([email protected])

Miguel Olivares – Pro Tesorero ([email protected])

Leonardo de la Torre – Director ([email protected])

José Luis Zúñiga – Director ([email protected])

Richard Villarroel Ferrada – Director de Gestión Comunitaria ([email protected])